Arifureta v8 c7

Agradecimientos a En do y AnmesicCat.


Acompañado por un trueno rojo

 

“Es una mentira… ¿verdad? ¿Cómo puede Kouki… perder?”

“D-De ninguna manera…”

“N-No… p-por qué…”

Saliendo de la sala oculta, los camaradas de Kouki estaban desconcertados en verlo colgando, y pronunciaron incoherentes palabras. Incluso Shizuku, Kaori y Suzu se quedaron sin habla. Hacia los compañeros de clase que habían perdido su espíritu de lucha, la mujer de la Raza Demoníaca habló con una fría actitud.

“Hmm, parece que os seré capaz de atrapar fácilmente. Yo… os he subestimado, mocosos, pero parece que terminará[1] bien.”

Con una pálida expresión, Shizuku preguntó a la mujer de la Raza Demoníaca con un valiente tono.

“… ¿Qué hiciste?”

“¿Nn? Es esto, sabes, esto.”

Después de responder a la pregunta, la mujer de la Raza Demoníaca volvió la mirada hacia el Comandante Meld, que incluso ahora estaba siendo agarrado por un semejante al Brutal. Siguiendo su mirada, Shizuku llegó a entenderlo en el momento que vio a Meld. El Comandante[2] fue utilizado para desviar la atención de Kouki. Si un conocido fue capturado y se estaba muriendo, Kouki seguramente reaccionaría a ello. Además, habría perdido considerablemente su compostura.

Lo más probable es que la mujer de la Raza Demoníaca comprendiese el carácter directo de Kouki por su anterior pelea. Por consiguiente, utilizando la habilidad peculiar de las Quimeras, ella escondió una fuerte bestia demoníaca que atacó en el momento que Kouki saltó en ira.

“… ¿Y? ¿Qué quieres de nosotros? Debes querer algo ya que deliberadamente nos estás dejando vivir y comenzaste a conversar con nosotros, ¿verdad?”

“Ah, como se esperaba, eres la única que puede entender mejor la situación. Qué, no es una conversación tan especial. Cuando os vi antes, os pensé en invitar de nuevo. Mirad, antes, fue este Héroe-kun que egoístamente lo decidió todo, ¿verdad? Y, también hay excelentes personas entre vosotros, así que quiero preguntaros de nuevo. ¿Y? ¿Qué pensáis?”

Algunas personas reaccionaron a las palabras de la mujer de la Raza Demoníaca. Debido a eso, Shizuku entrecerró sus ojos y cuestionó a la mujer otra vez.

“… ¿Qué pasa con Kouki?”

“Fufu, aprendes rápido[3]… Lo siento, pero no puedo dejar vivo a Héroe-kun. No quería venir a nuestro lado, así que es imposible convencerlo, ¿verdad? Después de todo, es del tipo independiente[4]. Es por eso que no tengo ninguna razón para mantener vivo a una criatura tan peligrosa.”

“… ¿No es lo mismo con nosotros?”

“Por supuesto; ¿por qué crees que os dejo vivir a pesar de que sólo me pondrá inquieta?”

“¿No has pensado que puede que nos unamos ahora y te traicionemos más tarde?”

“Naturalmente, he pensado en eso. Por eso, os haré usar collares. Ah, no hay necesidad de preocuparse, esto sólo os hará incapaces de rebelaros contra nosotros. Nadie será privado de su libertad.”

“Eso es como los esclavos con un alto grado de libertad. Lo que quieres decir es que mantendremos nuestra voluntad, pero no seremos capaces de hacerte daño.”

“Así es. Me ayuda que lo entiendas rápido. Además, es bueno que esta conversación vaya a algún lugar, a diferencia[5] que con Héroe-kun.”

Aunque los compañeros de clase estaban en silencio escuchando la conversación entre Shizuku y la mujer, también estaban mirándose los unos a los otros con los ojos llenos de temor y preocupaciones. Si ellos no aceptaban la invitación de la Raza Demoníaca, entonces nueve de cada diez personas serían asesinadas por las bestias demoníacas, que incluso para Kouki eran difíciles de derrotar, pero no serían capaces de luchar contra la Raza Demoníaca de nuevo si se pusieran de su lado y llevasen el collar.

En otras palabras, ellos dejarían de ser “Apóstoles de Dios[6]“. Si se volviese así, ¿se volvería inútil la acción de la Iglesia de los Santos al invocarlos para protegerles?… y, ¿sería posible que regresen a su mundo original? …

No importa cuál sea la opción que eligiesen, no podían ver un futuro brillante. Sin embargo…

“¡C-Creo que debemos aceptar la invitación de esa persona!”[7]

Entre la silenciosa multitud, Eri inesperada y desesperadamente habló mientras temblaba. Por consiguiente, los compañeros de clase abrieron sus ojos como platos por la sorpresa, y detenidamente se fijaron en ella. Hacia esa Eri, Ryuutarou gritó con la cara roja de ira.

“¡Eri, tú! ¡Así que vas a abandonar a Kouki!”[8]

“¿¡Hih!?”

“¡Ryuutarou, por favor, cálmate! Eri, ¿por qué crees eso?”

La actitud de Ryuutarou asustó a Eri, y ella dio un paso atrás como resultado. Sin embargo, Shizuku amonestó a Ryuutarou, y de alguna manera fue capaz de detenerlo. Por lo tanto, Eri respiró hondo y dijo lo que tenía en mente con los puños fuertemente apretados.

“Y-Yo sólo… no quiero que todos mueran… Incluso yo no sé… qué hacer con Kouki-kun… ugh, gulp…”

Eri habló con todas sus fuerzas y una corriente de lágrimas corría por sus ojos. Al verla, los corazones de los otros miembros del equipo se estremecieron. Por consiguiente, una persona que estaba de acuerdo con Eri apareció.

“También estoy de acuerdo con Nakamura. Nuestra derrota ya ha sido decidida; entre la aniquilación y la supervivencia, no hay necesidad de dudar, ¿verdad?”

“Hiyama… quieres decir que no te importa lo que le suceda a Kouki, ¿huh? ¿Huh?”

“Entonces, Sakagami, ¿estás tratando de hacer un doble suicidio con Kouki que no puede seguir luchando? ¿Y con todos nosotros involucrados?”

“¡No es eso! ¡Como si haría eso!”

“Entonces, por favor cierra la boca si no tienes ninguna alternativa. En este momento, debe tener prioridad el cómo sobrevivir por nosotros mismos.”

Con la observación de Hiyama, la atmósfera se convirtió en una donde parecía que era necesario que acepten la invitación. Y al igual que lo que Hiyama dijo, ellos sólo tenían una opción si querían sobrevivir.

Sin embargo, simplemente no podían decidir eso, ya que se sentían culpables, pensando ‘¿Está realmente bien que podamos sobrevivir mientras Kouki muere?‘ Era como si estuvieran sacrificando audazmente a Kouki por su supervivencia.

Hacia su dilema, la mujer de la Raza Demoníaca hizo otra propuesta con una perfecta sincronización.

“Hmmm, si estáis tan preocupados por Héroe-kun… ¿debo mantenerle con vida? Naturalmente, un collar con un efecto más fuerte que los vuestros será puesto en él. Pero, quiero que todos vosotros os pongáis en el bando de la Raza Demoníaca primero.”

Shizuku chasqueó su lengua en secreto cuando escuchó la propuesta. Era porque había adivinado desde el principio que la mujer de la Raza Demoníaca lo propondría. Era extraño para que Kouki sea mantenido con vida si ella ya había decidido matarlo. La mujer sólo tenía que matarlo si no era necesario para la discusión, después de todo.

Es por eso que al no matarlo y mantenerlo con vida, era todo para este momento. La mujer de la Raza Demoníaca probablemente había reconocido que Kouki y los demás eran útiles tras la última pelea. Sin embargo, estaba convencida de que no podía hacer que Kouki ceda, incluso a través de una charla. Pero los demás no sabían de eso. Por lo que planeaba atraer a los demás y alejarlos de Kouki.

En primer lugar, ella no mató a Kouki para no aumentar la hostilidad de los demás. En segundo lugar, les dijo que eligiesen mientras los acorralaba entre la elección de la muerte o la supervivencia. En tercer lugar, les guió a pensar “si hacemos eso”, y eligió ese momento para borrar el problema de sus pensamientos.

En realidad, haciendo el mejor uso de Kouki, la atmósfera cambió a uno donde pensaban que estaría bien ponerse del lado de la Raza Demoníaca si sobreviven. Aunque, en realidad, no tenían ninguna garantía de que Kouki se mantendría con vida. Incluso si ellos se lamentasen si fuera asesinado tras esto, ya no podían actuar contra la Raza Demoníaca.

Shizuku se dio cuenta de eso, pero se mantuvo en silencio mientras se decía a sí misma que no podía hacer nada más que ponerse del lado de la Raza Demoníaca si quieren sobrevivir. Debe haber una manera de salvar a Kouki, siempre y cuando estuvieran vivos.

Habían enormes méritos para la mujer de la Raza Demoníaca si ponía sus manos sobre Shizuku y los demás. En primer lugar, no hace falta decir que dará un impacto al bando de los humanos. Después de todo, los “Apóstoles de Dios”, que eran la esperanza de la humanidad, están poniéndose del lado de la Raza Demoníaca. Ese impacto… no, era mucho más parecido a la desesperación, será una gran ventaja para la Raza Demoníaca.

En segundo lugar, ella conseguiría una nueva fuerza de batalla. Habiendo venido a «Orcus Great Dungeon», el propósito real de la mujer de la Raza Demoníaca era conquistar la mazmorra y traer de vuelta el poder del interior. Aunque hasta el momento, estaba en el nivel en el que podía limpiar un piso con las bestias demoníacas que tenía a mano, pero no podía decirse que ella sería capaz de seguir así. Sería algo bueno obtener a Shizuku y los demás como fuerza de combate para reponer a las bestias demoníacas abatidas por el equipo de Kouki.

Si esto sigue así, ella obtendría a Shizuku y los demás. La mujer de la Raza Demoníaca dibujó una leve sonrisa mientras entendía la situación.

Sin embargo, su sonrisa fue inmediatamente borrada por una dolida voz que de repente sonó.

“T-Todos… esto es malo… por favor, huid…”

“¡Kouki!”

“¡Kouki-kun!”

“¡Amanogawa!”

El origen de la voz era el colgado Kouki. Todas las miradas de sus camaradas se volvieron hacia él.

“… No la creáis… ella mató a… Alan-san y los demás caballeros… no… seáis engañados… seréis utilizados como esclavos… para luchar contra los humanos… así que huid… yo estoy… bien… simplemente… escapad por vosotros mismos…”

Con una débil respiración, Kouki les dijo el peligro del acuerdo e insistió en que ellos lo abandonaran y apostasen por huir, lo cual, una vez más, estremeció el corazón de los compañeros de clase.

“… En esta situación, ¿cuántos crees que sobrevivirán? ¡Basta con mirar ya a la realidad! ¡Ya hemos perdido! ¡Incluso los caballeros… fueron asesinados! ¡Así que no hay otra opción! ¡No podemos hacer nada sino aceptar la invitación si queremos sobrevivir!”

La furiosa voz de Hiyama resonó. Él miro enfadado a Kouki, que todavía no llegó a entender la situación. Hiyama sin duda quería sobrevivir. En el peor de los casos, se aseguraría de que Kaori y él mismo sobreviviesen, incluso si los demás no lo hacían. Sin embargo, la posibilidad de hacer eso si apostase en escapar, sería demasiado baja.

Si fuese al bando de la Raza Demoníaca, hay bastantes posibilidades de ser promovido a una posición importante si mostraba su utilidad, y sería capaz de obtener a Kaori[9]. Naturalmente, limitaría la libertad de ella utilizando el collar. A Hiyama no le importaba si tenía una voluntad libre o no. Estaría satisfecho, siempre y cuando hiciese a Kaori suya.

Debido a la furiosa voz de Hiyama, los demás fueron cautivados por el futuro más seguro y cercano.

En ese momento, una dolida pero potente voz sonó dentro de la sala. A pesar de que era un hilo de voz, resonó bien para los demás. Era una voz que les había animado muchas veces en el campo de batalla. La persona tranquilamente juzgaba cualquier tipo de situación, decía palabras sin ninguna duda, era un modelo para ellos, y siempre se podía confiar en él. Para todos, él era como un hermano mayor, e incluso un padre al que apreciaban. La voz de Meld sonó.

“¡Guh… chicos… sólo tenéis que pensar en cómo sobrevivir! … ¡Avanzad en el camino que creáis! … ¡Siento involucraros… en nuestra guerra… A pesar de que el tiempo que pasé con vosotros no es tan largo… he lamentado involucraros… Por eso, vivid y regresad a vuestro mundo… no hay que preocuparse por la raza humana… esta guerra debería ser combatida por los humanos en este mundo!”

Las palabras de Meld no eran las palabras del Comandante de los Caballeros del Reino de Herrlicht. Eran las palabras de un hombre, Meld Loginz, sus verdaderos sentimientos, mientras echaba a un lado su posición. Expuso sus sentimientos porque se dio cuenta de que aquí sería el fin para él.

Kouki y los demás tenían sus ojos abiertos como platos mientras murmuraban el nombre de Meld, y él se quitó de encima el semejante al Brutal mientras una luz brillaba por todo su cuerpo. Entonces, inmediatamente agarró a la mujer de la Raza Demoníaca.

“¡Demonio… vamos a morir juntos!”

“… Eso es… hee~, ¿autodestrucción? Qué valiente. Puedo decir que no lo odio.”

“¡Cállate!”

La luz que envuelve a Meld era de un vistazo similar al “Limit Break” de Kouki, mientras que el poder mágico brotaba de su cuerpo. Sin embargo, en realidad no era de su cuerpo, sino del cristal que colgaba en su cuello.

Viendo eso, la mujer de la Raza Demoníaca adivinó sus intenciones y lo elogió satisfactoriamente.

El nombre del cristal era “Última Lealtad”, una herramienta malvada para autodestruirse, justo como dijo la mujer de la Raza Demoníaca. Alguien con una alta posición en el Reino y la Iglesia de los Santos llevaría naturalmente una información importante con él. Y debido a que hay una magia capaz de leer la memoria en la magia de atributo oscuridad, esa persona se vería obligada a llevar el cristal cuando fuese al frente de batalla. Sería utilizado en tiempos de emergencia, por lo que la memoria no se podría leer, junto con la intención de involucrar al enemigo en la autodestrucción.

El último ataque de Meld, que arriesgaba su vida, hizo que el equipo de Kouki gritase su nombre. Sin embargo, a diferencia de ellos. la mujer de la Raza Demoníaca seguía tranquila, a pesar de que sería engullida por la explosión y muriese.

De este modo, la “Última Lealtad” que Meld llevaba, aumentó aún más su brillo, y una frase se murmuró justo antes de que se activase.

“Devóralo, Absod.”

Inmediatamente, después de que la voz de la mujer de la Raza Demoníaca sonase, la “Última Lealtad”, en su límite, dejó escapar una tremenda luz, y perdió su brillo.

“¿¡Qu-!? ¡Qué pasa!”

Si uno miraba con atención, la desbordante luz estaba fluyendo en una determinada dirección. Meld frenéticamente movió su mirada hacia esa dirección mientras todavía sujetaba a la mujer de la Raza Demoníaca, y allí estaba la bestia demoníaca con forma de tortuga de seis patas, cuya boca abierta estaba aspirando la luz que envolvía a Meld.

La bestia demoníaca, la tortuga de seis patas, se llamaba Absod. Su peculiar magia era “Almacén Mágico”. Era una habilidad para tomar y almacenar libremente la magia dentro de su cuerpo. Por otra parte, no podía guardar más de una sola magia si tomaba diferentes elementos[10]. Sólo tenía la habilidad de dejar salir la magia de nuevo al comprimirla en su boca. Sin embargo, el almacén podía almacenar magia de alto nivel. Era un enemigo natural para las personas que peleaban utilizando magia.

La luz de la “Última Lealtad” que envolvía a Meld perdió el brillo rápidamente, agotó todos sus poderes y se convirtió en un cristal normal. De repente, el impacto de un ataque golpea a Meld, que estaba boquiabierto debido a que su último esfuerzo había sido obstruido de una manera inesperada, pero el impacto no fue tan fuerte. ¿Qué es eso?, Meld miró hacia su abdomen, donde recibió el impacto.

Una hoja de color marrón rojizo podía ser vista. Con precisión, una cuchilla de arena había perforado el abdomen de Meld por su espalda. La hoja que lo atravesó por detrás tenía sangre goteando en la punta.

“… ¡Meld-san!”

Kouki gritó el nombre de Meld sin importarle que esté vomitando sangre[11]. Meld reaccionó a su llamada y movió la mirada de su abdomen hacia Kouki. Entonces, frunció el ceño y luego movió su boca para decir “Lo siento”, mientras revela una avergonzada sonrisa.

Inmediatamente, la cuchilla de arena fue sacudida horizontalmente y Meld fue despedido. Al igual que un muñeco inerte ‘¡thud!‘, fue lanzado al suelo. El charco de sangre se extendía poco a poco. Cualquiera que lo viera pensaría que es una herida mortal. Ya era un milagro que él fuera capaz de moverse mientras estaba cubierto de heridas, pero todos sabían que esta vez era el verdadero fin.

A pesar de que entendía que no lo haría a tiempo, Kaori inmediatamente utilizó una magia de recuperación a distancia en Meld. Aunque la cantidad del sangrado había disminuido ligeramente, Kaori no pudo cerrar la herida de Meld ya que ella misma casi no tenía nada de poder mágico.

“¡Uu, por favor! ¡Cúrate!”

Incluso si ella caía sobre su rodilla debido al severo cansancio del agotamiento del poder mágico, Kaori desesperadamente continuó usando magia curativa.

“Nunca pensé que sería capaz de ponerse de pie e inmovilizarme con tales heridas. Como era de esperar del Líder de los Caballeros del Reino. Es digno de alabanza. Sin embargo, este es el fin… esta será vuestro final. Así que, ¿qué pensáis?”

La mujer de la Raza Demoníaca lanzó una fulminante mirada hacia Kouki y los demás mientras sacudía la cuchilla de arena teñida de rojo. Viendo a alguien cercano a ellos muriendo de nuevo, todos, excepto algunos, estaban temblando. Incluso no querían admitirlo, ellos serían los próximos en morir si no aceptaban la propuesta de la mujer de la Raza Demoníaca.

Representando a los demás, Hiyama iba a decir que aceptan la propuesta. Sin embargo, en ese momento.

“… –me.”[12]

Kouki, que impotentemente trataba de escaparse de ser mantenido en alto por el cabeza de caballo, murmuró algo con un hilo de voz. A pesar de que no debe ser capaz de crear ningún milagro ya que está cubierto de heridas, Hiyama se tragó sus palabras. De alguna manera, no podía ignorar la presión que viene de Kouki.

“¿Ha? ¿Qué dijiste? Así que quieres morir.”

La mujer de la Raza Demoníaca escuchó el murmullo de Kouki, ella bufó[13], y le preguntó pensando que sólo era otro delirio. Kouki levantó su bajada mirada, y su seria y asesina mirada se clavó en la mujer de la Raza Demoníaca.

Ella instintivamente contuvo su respiración cuando vio la asesina mirada de Kouki. Después de todo, el color del iris de sus ojos había cambiado a un blanco plateado que brillaba. Retrocediendo instintivamente debido a la desconocida presión, ella ordenó al cabeza de caballo, de acuerdo a la advertencia que su instinto le decía. Por instinto se dio cuenta de que no era el momento de pensar sobre las ventajas y desventajas de obtener a Shizuku y los demás.

“¡Ahatd! ¡Mátalo!”

“¡¡RoOoOoAaR!!”

El cabeza de caballo, nombrado Ahatd, fielmente realizó la orden la mujer de la Raza Demoníaca. Este trató de aplastar los costados de Kouki, que estaba suspendido en el aire, utilizando dos puñetazos equipados con “Magic Shock Wave”[14].

Sin embargo, en ese momento,

¡¡CLiiIIInnNG!!

Una tremenda luz se desbordó de Kouki. Se convirtió en un torrente y se levantó hasta el techo como un tornado. A continuación, Kouki lanzó un puñetazo derecho hacia el brazo de Ahatd que estaba agarrándole, ‘¡SNaaaAAAAP!’, y el brazo fue fácilmente arrancado.

“¡¡ROooOOAR!!”

Con un rugido diferente al de hace un rato, Ahatd lo soltó sin querer, y Kouki se movió para realizar una patada giratoria como si no pudiese sentir sus heridas.

¡¡ThUuUumpP!!

Sonó un impacto similar al de un cañón cuando impactó la patada, y el enorme cuerpo de Ahatd fue doblado en esta forma < y despedido hacia la pared de detrás con un impulso extraordinario. Ahatd, que fue incrustado en la pared y acompañado un atronador rugido, no podía mover bien su cuerpo gracias al impacto, y desesperadamente intentaba salirse de la pared, pero no daba resultado.

Con el cuerpo balanceándose, Kouki recogió la Santa Espada que dejó caer, y lanzó una asesina mirada hacia la mujer de la Raza Demoníaca, con una mirada penetrante que casi podía matar. Al mismo tiempo, un torrente similar al de un tornado se levantó y comenzó a envolver el cuerpo de Kouki.

Una habilidad derivada de “Limit Break”, “Supreme Limit Break”. Si el normal “Limit Break” aumentaba los estados básicos en tres veces dentro del tiempo límite, “Supreme Limit Break” era una habilidad de mayor nivel, y los estados básicos se multiplicaban por cinco[15]. Sin embargo, tuvo que usar Limit Break para sacar forzosamente su poder ahora. Es por eso que el actual Kouki sólo tenía 30 segundos hasta el tiempo límite. El tiempo efectivo había sido reducido en gran medida a causa del efecto secundario.

Sin embargo, sin importarle eso, Kouki corrió hacia la mujer de la Raza Demoníaca en ira. La única cosa en su mente era derrotar el enemigo de Meld. Sólo venganza.

La mujer de la Raza Demoníaca mostró una expresión de pánico y ordenó a las bestias demoníacas de los alrededores que ataquen a Kouki. Las Quimeras estaban atacando por sorpresa, los gatos negros estaban disparando sus tentáculos, y los semejantes al Brutal atacaban con sus mazas. Sin embargo, Kouki ignoró a las bestias demoníacas. Sin atacar con la Santa Espada, siguió avanzando, y soltó un grito de rabia hacia donde estaba la mujer de la Raza Demoníaca.

“¡Perra-! ¡¡Cómo te atreves a hacer eso a Meld-san-!!”

“¡Tch!”

Kouki, sin vacilar, hizo un ataque descendente con la Santa Espada que estaba sostenida en una posición alta. La mujer de la Raza Demoníaca chasqueó la lengua e inmediatamente densificó la arena en un escudo… pero revestido en un torrente de luz, la Santa Espada fácilmente atravesó el escudo y cortó a la mujer de la Raza Demoníaca que estaba detrás.

Aunque ella no fue cortada en dos; ya que retrocedió y creó el escudo de arena, la mujer de la Raza Demoníaca tenía un profundo corte en diagonal sobre su cuerpo, y fue despedida hacia atrás, rociando su sangre.

Su espalda se estrelló en la pared de detrás, se deslizó hacia abajo, y Kouki se acercó a ella mientras sacudía la sangre de la Santa Espada.

“Qué suerte… para haber revertido la situación de esta manera… es como si estoy viendo un drama barato.”[16]

Habiendo dado la vuelta a las tablas, gracias a despertar su poder oculto, debido a estar en un aprieto, hizo que la mujer de la Raza Demoníaca dijera unas sarcásticas palabras mientras su desorientada y resignada mirada estaba apuntando a Kouki, que se estaba acercando.

A pesar de que el cuervo blanco en su lado activó su peculiar magia, su herida era tan profunda que no podía ser curada inmediatamente, y Kouki no le daría ese tiempo tampoco. Era un verdadero jaque mate, y la mujer de la Raza Demoníaca aguantó el severo dolor, movió su mano derecha, y sacó un medallón del bolsillo del pecho.

Viendo eso, Kouki agudizó su expresión, pensando que era la misma herramienta de autodestrucción, similar al que Meld utilizó, y de repente aceleró. Independientemente de la muerte de la mujer de la Raza Demoníaca, él no podía dejar que la explosión se tragase a sus camaradas. ¡Por eso, la derrotaré antes de que lo active! Él atacó para detenerla.

Sin embargo…

“Lo siento… voy a morir antes que ti… te quiero, Mikhail…”

Mirando el muy querido colgante medallón en su mano, la mujer de la Raza Demoníaca murmuró, lo que hizo que Kouki detuviese sin querer la Santa Espada. Debido a que el ataque no fue realizado, la mujer levantó con recelo su rostro[17] y se dio cuenta de que la Santa Espada se había detenido a pocos centímetros por encima.

La expresión de Kouki estaba en shock mientras miraba hacia la mujer de la Raza Demoníaca con los ojos abiertos de par en par. Sus ojos expresaban eso, pero cuando se dio cuenta de algo, estos generaron miedo y duda. Al ver sus ojos, la mujer se dio cuenta de lo que le hizo detener su espada y lo observó con una mirada de condena. Su mirada hizo que Kouki se estremeciese aún más.

“… Estoy sorprendida… ¿Te diste cuenta sólo ahora? Que vas a matar a una, ¿’persona’?”

“¿¡Kh!?”

Así es, para Kouki, la mujer de la Raza Demoníaca era cruel y se escondía tras bestias demoníacas de alto nivel. También significaba que eran reconocidos como existencias que evolucionaron de las bestias demoníacas, eso era lo que Ishtar les había enseñado sobre la Raza Demoníaca. En realidad, eran reconocidos como tal porque siempre estaban acompañados por las bestias demoníacas, sus esclavos. Sin embargo, al igual que un humano normal, ellos aman y son amados, trataban desesperadamente de sobrevivir por el bien de algo. Pero Kouki nunca pensó que iba a luchar contra “personas”. En cierto modo, se podría decir que inconscientemente no quería pensar de esa manera…

Esa aceptación fue anulada cuando la mujer de la Raza Demoníaca dijo cariñosamente el nombre de su persona amada. Le gustara o no, contra la que estaba luchando no era una bestia demoníaca. Se dio cuenta de que ella era en realidad una “persona” como él. Reconoció que lo que estaba tratando de hacer era un “asesinato”.

“Sin duda, no nos admites como “personas”… Qué arrogancia.”

“N-No… Yo, yo no sabía…”

“Hah, ¿no es cierto que tú “no trataste de saberlo”?”

“Yo, yo…”

“¿Ves? Así que, ¿qué está mal? Después de todo, lo que estás haciendo no es luchar sino “cazar”, ¿verdad? Aquí hay un animal delante de ti, ¿sabes? A pesar de que has pensado de esa manera hasta ahora…”

“… V-vamos a hablar… seguramente si hablamos…”

Decía Kouki mientras bajaba la Santa Espada. La mujer de la Raza Demoníaca lo miró con puro desprecio, y ella gritó una orden en lugar de responderle.

“¡Ahatd! ¡Apunta a la espadachina! ¡Los demás, atacad!”

Habiéndose recuperado del impacto, Ahatd se acercó a Shizuku con un tremendo impulso, exactamente lo que la mujer de la Raza Demoníaca había ordenado. Dentro del equipo de Kouki, aunque su carisma para liderar a la gente no podía compararse con él, ella sobresalía en juzgar tranquilamente la situación, esto la hizo el enemigo más problemático, por lo que Shizuku era la primera en ser atacada.

Las otras bestias demoníacas también comenzaron a atacar a los demás miembros del grupo. En lugar de los méritos obtenidos por hacerles traicionar a sus aliados con los collares sujetos, ella determinó que, debido a su último ataque, era necesario matar a Kouki. La mujer de la Raza Demoníaca sintió que el último ataque de Kouki era una amenaza.

“¡Po-, por qué!”

“¡Eres un chico sin ninguna conciencia de sí mismo… estamos en “guerra”! ¡Tú, que posees un gran poder con una inmadura mente, eres demasiado peligroso! ¡Vas a morir aquí no importa lo que pase! ¡Mira, tus compañeros serán aniquilados si no les ayudas!”

Kouki gritó a la mujer de la Raza Demoníaca, que ignoró su sugerencia, pero a ella no le importaba en absoluto.

A continuación, Kouki se dio la vuelta debido a las palabras de la mujer, y al mismo tiempo, Shizuku fue despedida y se estrelló contra el suelo. Ahatd ya era un mostro que había superado en mucho a las fuertes bestias demoníacas. Superaba a Kouki, que estaba usando “Limit Break” incluso si fue sólo un ataque por sorpresa. Por lo que, Shizuku no debería ser capaz de luchar contra él por sí misma.

Kouki se puso pálido y utilizó el poder de “Supreme Limit Break” para moverse instantáneamente entre Ahatd y Shizuku, y tomó el ataque “Magic Shock Wave”. A continuación, contraatacó al usar su Santa Espada, la cual cortó sus brazos.

Sin embargo, en el momento en que estaba delante de su pecho para acabar con él con una puñalada, al igual que antes, cayó de rodillas, perdió su fuerza, y cayó hacia adelante.

“Supreme Limit Break” había llegado a su límite. Era el peor de los escenarios. No sólo fue debilitado, debido al efecto secundario, había acumulado una situación imposible tras otra, tampoco podía mover su cuerpo como si estuviera paralizado.

“¡E-En un momento así!”[18]

“¡Kouki!”

Cubriendo a Kouki, Shizuku atacó a la herida que Ahatd tenía en el brazo que fue seccionado. Incapaz de calmarse después de que su herida fuera atacada, Ahatd gritó y se retiró. En ese momento, Shizuku agarró y lanzó a Kouki hacia donde estaban sus camaradas.

Con Kouki incapaz de moverse, sus camaradas sólo podían defenderse de las bestias demoníacas que los rodeaban. ¡Entonces… debo hacer algo! Shizuku tenía como objetivo a la mujer de la Raza Demoníaca. Su mirada claramente contenía intenciones asesinas.

“Heh~. Tú pareces ser consciente sobre el asesinato. Más bien, ¿no eres la más adecuada para ser nombrada como Héroe?”

“… No me importa. Es culpa nuestra que Kouki no se diera cuenta. ¡Es por eso que yo pagaré esa deuda!”

Completamente curada por la magia peculiar del cuervo blanco, la mujer de la Raza Demoníaca se puso de pie sin tambalearse[19] y comentó sobre las acciones de Shizuku.

Shizuku debería conocer el carácter directo de Kouki y lo mucho que pone su corazón en algo. Ella apretó los dientes porque se sentía responsable de que sólo hasta ahora Kouki se dio cuenta de que estaban matando a personas, y cómo él no se dio cuenta de sus verdaderos enemigos durante esta guerra.

Shizuku no tenía experiencia en asesinar, y sentía que no quería experimentarlo tampoco. Sin embargo, estaba preparada, tal día llegaría si entraba en una guerra. Al aprender la esgrima, el “peso” de herir a las personas fue grabado en ella.

Sin embargo, ahora ese momento ha llegado, su determinación fue sacudida por el miedo, no por la vergüenza ni del honor, sino debido a que quería llorar debido a lo que iba a hacer. Aun así, se mordió el labio y apretó los dientes para reprimir desesperadamente su miedo.

Así, ella tomó una postura mientras activaba “No Beat”[20] para matar a la mujer de la Raza Demoníaca utilizando la velocidad divina[21] de la técnica de desenvainar la espada. Sin embargo, en ese momento, un escalofrío recorrió su columna vertebral debido a que su instinto la advirtió del inminente peligro. Inmediatamente, desde un lado de la ubicación desde donde saltó hacia atrás, los tentáculos de un gato negro fueron disparados.

“Nunca les dije a las otras bestias demoníacas que no te atacasen. ¿Crees que puedes matarme con Ahatd y las otras bestias demoníacas como tus enemigos?”

“Kuh.”

Diciendo, “Por supuesto, también voy a matarte”, la mujer de la Raza Demoníaca comenzó a conjurar. Shizuku de alguna manera se las arregló para abrirse camino entre las olas de ataques de las bestias demoníacas utilizando la aceleración y la deceleración sin una acción preliminar de “No Beat”, pero su expresión se teñía gradualmente en desesperación cuando trataba de ponerse delante de la mujer a través de una abertura.

Lo más difícil era que Ahatd tenía una velocidad similar a Shizuku. La robusta y gigantesca figura era sin duda vista por Shizuku, por lo que incluso si ella utilizaba la oportunidad para saltar hacia la mujer de la Raza Demoníaca, este lanzaba su puñetazo que emitía un impacto explosivo que alcanzaría inmediatamente a Shizuku.

Shizuku era una espadachina que se especializaba en la velocidad, por lo que su defensa era extremadamente frágil. La evasión y el bloqueo eran la base de su defensa. Además, los daños se acumularían poco a poco del efecto secundario de “Magic Shock Wave”. También, ella no podía evadir completamente ni bloquear.

Siguiendo a eso, el movimiento de Shizuku se había vuelto más atenuado debido a los daños acumulados. Y eso era fatal en una lucha a muerte como esta.

¡¡WHHAAAAAM!!

“¡¡Aghh!!”

Aunque ella inmediatamente utilizó la espada y la vaina como escudos, el puñetazo de Ahatd destrozó el compañero de Shizuku e impactó en su hombro. Siendo mandada a volar en paralelo al suelo, estrellándose con contundencia, y deslizándose continuamente en el suelo, Shizuku se quedó tumbada sin poder hacer nada. El brazo de su hombro derecho estaba doblado en un ángulo imposible. Estaba completamente aplastado. Y porque el impacto fue pasado al cuerpo, a veces tosía sangre.

“¡Shizuku-chan!”

Kaori llamó a Shizuku con un tono rebosante de inquietud, pero Shizuku no podía moverse en absoluto, incluso cuando ella agarró el mango de su espada rota, mientras estaba en el suelo[22].

En ese momento, las cosas sobre sus camaradas, el entrenamiento, y el agotamiento de su poder mágico, no tenía ningún sentido que vaya al lado de Shizuku, pero las demás razones lógicas habían desaparecido completamente de su mente. El único pensamiento de Kaori era que “debía ir al lado de su mejor y más importante amiga”.

Kaori salió corriendo debido al impulso. Su cuerpo se tambaleaba y sus pies no eran estables porque casi no tenía nada de poder mágico. Aunque habían voces detrás de ella que intentaban detenerla, no llegaron a los oídos de Kaori. Ella sólo estaba haciendo todo lo posible para correr temerariamente hacia Shizuku. Naturalmente, las bestias demoníacas no pasaron por alto la indefensa Kaori, y los despiadados ataques fueron vertidos hacia ella.

Sin embargo, todos esos ataques fueron recibidos por brillantes escudos. Además, los numerosos escudos estaban puestos como un pasaje entre Kaori y Shizuku.

“Ehehe. Como era de esperar, estar sola es desagradable.”

Dijo Suzu con una pálida expresión. Ella extendió su mano derecha directamente hacia Shizuku, y utilizó todos sus escudos para hacer una línea recta entre Kaori y Shizuku. Una débil sonrisa apareció en su rostro.

Suzu se había dado cuenta de eso por sí misma. Se dio cuenta de que no podían sobrevivir. Por eso, pensó en utilizar su magia para permitir que ella esté junta con su mejor amiga y a la que quería, incluso en el último momento. Naturalmente, las defensas en los demás compañeros se habían vuelto más delgadas como resultado… por lo que Suzu, “Lo siento” se disculpó en su mente, y continuó desplegando sus escudos para Kaori y Shizuku.

Con los escudos de Suzu, Kaori alcanzó a Shizuku con sólo unas pocas heridas. Entonces, ella abrazó el cuerpo de Shizuku con fuerza.

“K-Kaori… qué estás haciendo… Vuelve, date prisa. Es peligroso aquí.”

“Uun. Es lo mismo en cualquier lugar. Es por eso que, está bien que esté al lado de Shizuku-chan.”

“… Lo siento. No puedo ganar.”

“Yo, también, lo siento, realmente no puedo hacer nada. Casi no tengo nada de poder mágico.”

Sujetando a Shizuku, Kaori tenía el ceño fruncido mientras sonreía y utilizaba su magia para disminuir el dolor de Shizuku. Shizuku, por otra parte, utilizaba su sólido brazo derecho para agarrar la mano que Kaori estaba usando para aguantarla, y lucía una preocupada sonrisa.

Una sombra apareció delante de las dos. Era Ahatd. Con los ojos inyectados en sangre, se acercó y miró a Kaori y Shizuku. “¡¡RoOoOaR!!”, soltó su característico rugido y atacó con su grueso brazo.

Sin que ellos lo sepan, los escudos de Suzu se habían puesto entre Ahatd, y Kaori y Shizuku, para interrumpirlo de que se acercase más. Sin embargo, este sólo ignoraba esas barreras. Probablemente fue porque estaba convencido de que su lanzado puñetazo destruiría fácilmente los escudos como si fueran papeles y usaría la onda de choque para aplastar a Kaori y Shizuku.

Actualmente, con el martillo de hierro de la muerte moviéndose delante de ellas, varias escenas pasaron por la mente de Kaori. “Ah, ¿me pregunto si estas son las memorias ante la muerte?[23], mientras ella extrañamente se calmaba, pero Kaori, que fue inundada con los recuerdos, tenía su corazón agitado por la última escena que apareció.

Era el té bajo la luz de la Luna. Los recuerdos de ambos conversando. La noche cuando ella hizo su promesa. El desaparecido que hizo una preocupada sonrisa. El cómo ella empezó a darse cuenta de su “amor” cuando él desapareció. El cómo ella lo persiguió, creyendo en su supervivencia.

Sin embargo, esas cosas también terminarían aquí. “Al final, fui de nuevo incapaz de mantener mi promesa”, pensando de esta manera, las lágrimas fluyeron sobre las mejillas de Kaori antes de que ella fuera consciente de ello.

Primero, quiero llamarle[24] si nos volvemos a encontrar, Kaori pensaba así. Con este deseo, por lo menos, diré su nombre al final… y ella naturalmente lo dijo.

“… Hajime-kun.”

En ese momento.

¡¡KABOoOoOM!!

El techo sobre Ahatd cayó con un rugiente sonido, y al mismo tiempo, una enorme estaca de color negro azabache salió volando con una intensa fuerza y revestida en un trueno rojo.

Soltando chispas, la estaca de color negro azabache perforó a Ahath como si fuera tofu[25], y entonces lo atravesó y se quedó atascado en el suelo.

Con una longitud de unos 120 centímetros, la enorme estaca se hundió en el suelo mientras soltaba chispas rojas. La carne y la sangre se esparció de donde los restos de Ahatd estaban, sin poder verse su forma original. El espectáculo hizo que Kaori, Shizuku, y por supuesto el equipo de Kouki, además de las bestias demoníacas y la mujer de la Raza demoníaca, se pongan todos rígidos.

Un silencio impropio de un campo de batalla reinó en la sala. Nadie, ni siquiera entendían una cosa de lo que había pasado mientras estaban desconcertados. De repente, una sombra saltó hacia abajo desde el techo abierto. La persona aterrizó y ligeramente pisoteó sobre los restos de Ahatd con su espalda delante de Kaori y Shizuku, y cuando terminó la acción, la persona lanzó una mirada asesina a las inmediaciones.

Cuando miró sobre su hombro, él vio a Kaori y Shizuku que se estaban abrazando.

En el momento que la persona se dio la vuelta, sus ojos se encontraron, y un relámpago recorrió el cuerpo de Kaori. Su corazón había estado frío y acompañado por el dolor, no, probablemente se estaba congelando desde el día en que su importante persona desapareció, pero un repentino fuego se encendió y la calentó. Thu-thump, thu-thump. Su corazón empezó a palpitar intensamente.

“… Vuestra relación es buena como siempre, vosotras dos.”

Dijo la persona con una sonrisa irónica, y la mente de Kaori se llenó de alegría, incluso antes de que pudiera pensar en ello.

El color de pelo era diferente, el aura era diferente, el tono era diferente, y el aspecto era diferente. Sin embargo, ella lo sabía. Es él. Es en quien cuya supervivencia creía ella mientras lo buscaba.

Así es,

“¡Hajime-kun!”


«« Anterior capítulo | Siguiente capítulo »»


Notas

1 “looks like it’ll work out just fine”, en esta frase, “work out” ~ resolver, pero no quedaba bien…
2 Sí leéis las traducciones en inglés, os daréis cuenta de que ‘a veces’ elimino nombres o los sustituyo por pronombres. Es igual en este caso, es para evitar la redundancia, además de que se hace pesado.
3 “what a fast learner” ~ qué aprendiz más rápido, modificado por quedar extraño.
4 “self-contained” ~ independiente, reservado, autónomo. Uso independiente como forma de mostrar que no escucha a los demás y sólo sigue sus propios ideales.
5 Pone “until” ~ hasta, y no me cuadra en el contexto.
6 Esta palabra va en minúsculas si se refiere a una deidad y mayúsculas si es un nombre. Como ya tiene un nombre, lo correcto sería utilizar minúsculas. Estará en minúsculas cuando no vaya entre comillas.
7 Buen chico, ven al lado oscuro.
8 Yo también lo haría, es inútil como Héroe. Shizuku haría mejor ese papel.
9 Error, un “Healer” es mucho más valioso. A partir de los anteriores capítulos, la magia de Kaori era capaz de sanar a las bestias demoníacas. Por eso, supongo que se aplicará a la Raza Demoníaca.
10 Esta parte es confusa “it could not use the stored magic if more than one magic if it took different elements”, esos dos “if” están mal.
11 Kouki es quien está vomitando la sangre.
12 No se me ocurre que es lo que diría Kouki ahora, por eso lo he dejado sin traducir.
13 Bufar, manifestar el enfado imitando el sonido de un animal. En este caso, ella bufó con un ¿Ha?.
14 Tendría que ir junto “Shock Wave”, “Shockwave” ~ Onda de choque.
15 Kouki tenía unos 880 en todos los estados, con “Supreme Limit Break” tendría 4400 en cada estado. Supera con creces (en unas 2~2,5 veces) al Hajime antes de enfrentarse al Guardián de las profundidades. Eso quiere decir que Kouki podría conquistar esta mazmorra si usa continuamente esta habilidad, lo que es poco probable…
16 Un gran cliché. De repente, al estar acorralado, el Héroe obtiene un “Power-up” para salir por los pelos de la situación. Lástima que sea un id—.
17 He tenido un déjà vu, me suena a la escena de Hajime enfrentándose a la primera bestia demoníaca tras caer al abismo.
18 Elimina al titiritero para que las marionetas dejen de obedecerle. Las bestias demoníacas lucharán entre ellas (se ve en varias partes de la novela que lo hacen) y podrán escapar.
19 Dice “steadily” ~ constantemente, continuamente, incesantemente… Pero queda mal, extraño, poco agradable. Sustituido por algo ‘similar’.
20 Habilidad para moverse a gran velocidad sin una acción preliminar, permitiendo aumentar o disminuir la velocidad a voluntad sin dejar imágenes persistentes.
21 “Godspeed”, junto significa buena suerte. Pero no tiene que ver con el contexto.
22 Tanto “laid down” como “crouching” no son iguales… Por eso he modificado el segundo término para que mantenga el contexto de la situación.
23 “revolving lantern”… Sí, claro… Ves las escenas de una vela puesta en una figura cilíndrica que gira y va emitiendo la luz a través de agujeros en el cuerpo del cilindro y proyectando imágenes sobre la pared. Claro claro…
24 “call out”, es llamar a alguien, pero creo que tiene otro sentido… Tal vez quedar o salir con él.
25 Gracias Google Translator retrasado… ¿Quién llama al tofu “queso de soja”? ¿Quién fue el retrasado que admite esos cambios estúpidos? El tofu es literalmente cuajada de soja, nada de queso. Aunque se preparan de forma similar, no es queso.

9 Responses to Arifureta v8 c7

  1. Pingback: Arifureta Shokugyou de Sekai Saikyou – Novela Web | Sekai to Mugen no Sora

  2. santiago says:

    gracias por la traduccion

    Like

  3. aaaaaaaaaaaaaaaahhhh!!!!11 se reencontraron, bien ctm

    Like

  4. Pingback: [Novela] Arifureta [96/??][Vol.10 Cap.06] – TuAnimeFreeBlog

  5. Dani says:

    HahahahHa gracias por decir lo del tofu!!

    Like

  6. Gabriel says:

    Vaya vaya que reencuentro tan emocionante algo cliche pero emocionante ¬¬
    Muhcas Gracias

    Like

  7. Dos dias para llegar aquí :’v

    Like

  8. Dale a todos sus pataditas kane.. Hajime kun

    Like

  9. Ecle Chan says:

    tipico… todos a punto de ser despedido de este mundo y llega el antiheroé inesperado más baddass con un super harem al que antes tildaron de inutil…
    Ahhh *se pone en modo Tio* quiero ver como el que intentó matar a Hajime se retuerse en su bilis muajajajajajaja quiero verlo…. en serio quiero verlo

    Like

¿Algún comentario?

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s